Alpandeire.-

Datos de interés
Superficie: 31,30 Km²
Número de habitantes: 330
Gentilicio: Panditos
Monumentos: Iglesia de San Antonio de Padua, restos árabes de Audalaza, el Pozancón y el Tajo del Castillejo.
Situación geográfica: En la comarca de Ronda, municipio que dista 17 kilómetros y unos 120 de Málaga. Se eleva unos 700 metros sobre el nivel del mar.
Información turística: Ayuntamiento, C/Pilar, 21. 29460.
Tlf: 952 180 254 Fax: 952 180 30

Alpandeire es un pequeño pueblo enclavado en la Comarca de Ronda rodeado de una gran belleza natural y con una historia muy interesante a sus espaldas. El pico más alto es el Jarestepar, donde en la cima de sus 1.421 metros de altura podemos contemplar toda la serranía hasta Gibraltar. Su término está regado por numerosos arroyos, siendo el principal el de Audalaza, conocido popularmente como el Arroyo Laza. Otros arroyos son el de Jandaque y el de la Fuente. Estos elementos naturales crean rincones dignos de ser visitados como El Pozancón, Los Huertos o la Finca de Las Amarillas.
En cuanto a la historia de este municipio, los documentos más antiguos nos hablan de Pandeire en los tiempos de los árabes. Fue uno de los primeros puestos que fundaron los sarracenos, después de la batalla del Guadalete. Todo apunta, pues, que fueron los árabes quienes fundaron el núcleo urbano, pero por la arqueología hallada en el término, se sabe de la presencia del hombre prehistórico, que se prolongó durante la Edad de los Metales, puesto que se han conservado enterramientos como los de las Encinas Borrachas, Montero y la Sepultura del Gigante. También se han encontrado restos de cerámicas y construcciones romanas, como los de Basija y La Mimbre. Pero el florecimiento de este pueblo data de sus años árabes, quienes permanecieron hasta el siglo XVI, cuando Ronda cayó a manos de los castellanos en 1485. Desde entonces, Alpandeire quedó como lugar de Realengo y perteneciente a Ronda, y los moriscos fueron expulsados un siglo después. El 6 febrero de 1572, una pragmática de Felipe II mandó poblar los lugares de Alpandeire y Pospitar con 22 nuevos vecinos, a los que se les repartieron casas y tierras. En 1815 obtiene Alpandeire la Posesión del Real Privilegio de Villazgo, otorgado por Fernando VII como premio al comportamiento del pueblo durante la dominación francesa.
A los habitantes de este pueblo se les conoce con el mote popular de "Panditos"

FIESTAS
La festividad de la patrona, la Virgen del Rosario tiene lugar el 7 de octubre. Una de las fiestas más típicas y tradicionales es la que tiene lugar el Domingo de Resurección con la "Fiesta del Niño del Huerto". Su organización corre a cargo de los mayordomos que son elegidos secretamente. El 24 de junio se celebra una fiesta en homenaje a Fray Leopoldo, que dura un sólo día y en el que se organizan varias actividades. Las fiestas patronales tienen lugar a mediados del mes de agosto, en honor a su patrón San Roque. La imagen del santo sale en procesión por las calles del pueblo y se celebra una verbena en la plaza del pueblo. Esta festividad se prolonga durante varios días.
GASTRONOMÍA
La especialidad del pueblo es la repostería, sobre todo los exquisitos bizcochos de Alpandeire, entre los que encontramos roscos de leche, flores de miel, gañotes, pestiños, suspiros y borrachuelos.También hay que saborear las serbas, unas ciruelas que se recogen verdes y que sólo se comen después de dejarlas enterradas una temporada en paja.
PERSONAJES. FRAY LEOPOLDO
Fray Leopoldo nació en Alpandeire el 24 de junio de 1866. A los 33 años marchó de su tierra natal para vestir el hábito de capuchino en Granada donde permaneció hasta su muerte en 1956. Su vida la dedicó a postular para su convento y misiones de la Orden. Se le atribuyen cientos de hazañas milagrosas, incluso hoy en día, su sepultura es muy visitada para pedir algún tipo de ayuda. Ahora está en proceso de beatificación, que comenzó en 1961 y posteriormente se consagrará como santo.
Este personaje tiene especial relevancia en la vida de Alpandeire, y prueba de ello es que conserva como monumentos de interés histórico-artístico la Casa natal de Fray Leopoldo, ubicada en el centro del pueblo y la Villa Fría, lugar en el que vivió, situada en el tramo de la carretera entre Ronda y Alpandeire. Además, en el lugar conocido como El Cerrajón se levanta la estatua de Fray Leopoldo, erigida como homenaje a este personaje histórico y muy querido por todos los vecinos.