Benarrabá.-

Datos de interés
Superficie: 26 Km²
Número de habitantes: 672
Gentilicio: Benarrabeños
Monumentos: Parroquia de San Sebastián, Ermita del Santo Cristo de la Vera-Cruz
Situación geográfica: Ubicada en la zona baja de la Serranía de Ronda, a157 kilómetros de Málaga. Se eleva 622 metros sobre el nivel del mar.
Información turística: Ayuntamiento, Pósito, 7. 29490.
Tlf: 952 150 077 Fax: 952 150 208.

Benarrabá está ubicada a 37 kilómetros de Ronda y 157 de Málaga entre los arroyos de las Vegetas e Infiernillo, forma parte del conjunto de municipios existentes en este Valle. Además del alcornoque como su especie predominante, su vegetación la componen castaños, pinos y quejigos, entre otros. Un paisaje de espectacular belleza es el que se forma en la vertiente que cae hacia el río Genal, donde nos sorprende un rico sotobosque de madroños, brezos, durillos, lentisco, mirtos, escobones y una gran cantidad de helechos. En cuanto al casco urbano, cabe destacar su ubicación entre las laderas del monte, generando callejuelas enrevesadas, empinadas y angulosas aún empedradas que conservan muy pura la fisonomía musulmana que sólo se traiciona en la cúpula de azulejos de la torre de su iglesia parroquial, su más notable edificación, junto a casas dieciochescas. En la cima de Benarrabá existió un importante castillo que sirvió de atalaya para divisar y defender a otros pueblos de la misma serranía, e incluso hay historiadores que hablan de una comunicación subterránea existente entre el castillo de este pueblo y los de Gaucín y Casares. La denominación Benarrabá se deriva de los Banu Rabbah, los hijos descendientes de los Rabbah, tribu de los benimerines que poblaron el Valle del Genal en la época de los moriscos. Tras la reconquista, el término pasó a manos de la Casa de Medina Sidonia. Existe una leyenda que se sitúa en la época de los asentamientos de los benimerines. Según cuentan, existía una familia de tintoreros que vivían en las riberas del río Genal y que elaboraban unos tintes exquisitos, especialmente el de color carmesí. La leyenda atribuye las propiedades del brillo y belleza a las propiedades mágicas de las aguas puras del Genal, de donde se abastecían sus pozos. La producción era enviada a Córdoba, Granada y Málaga. Pero las propiedades mágicas estaban en las manos del tintorero Abdesalam ben Arrabat que era un gran alquimista y elaboraba efectivas fórmulas, con elementos como ácido sulfúrico o el nítrico, hoy habituales, pero una rareza en aquella época.

FIESTAS
Las fiestas de Benarrabá contribuyen a definir los rasgos autóctonos de este pueblo dentro del conjunto de municipios del Valle del Genal. Las fiestas patronales tienen lugar el 20 de enero, en honor de San Sebastián y el 29 de septiembre, en honor de San Miguel, estas últimas constituyen las Fiestas Grandes de la localidad.
El 24 de junio se celebra la Romería de San Juan, en la confluencia del río Genal. En la noche de Reyes los vecinos del pueblo representan el Auto de los Reyes Magos con los rincones y calles típicas del pueblo como escenario. Al término de la obra teatral, se entregan todo los regalos en la Iglesia.
GASTRONOMÍA
Uno de los productos típicos de esta localidad es la chacinería, como morcillas, chorizos y salchichones que podemos degustar durante todo el año. El gazpacho es propio de los meses estivales y llegando el frío cambia el menú hacia los caldos calientes como las sopas o los callos, así como las diferentes variedades de cocinar las setas. La repostería tiene su máximo esplendor durante la Navidad, cuando se elaboran alfajores, buñuelos y piñonate, con productos del terreno. En Benarrabá, podemos adquirir productos artesanales, entre los que destacan los trabajos de alfarería y cerámica, además de cestos de mimbre y macramé.
SENDERISMO
Para los amantes de la naturaleza, Benarrabá tiene un entorno natural maravilloso y que nos da la oportunidad de disfrutar de uno de los bosques más frondosos de la provincia. Podemos recorrerlo a pie, en bicicleta o a caballo. En cuanto a los destinos, podemos elegir entre el Peñón, las Rutas por el río Genal, los Bosques de Pinsapos (Los Reales) y las buitreras del valle del río Guadiaro.
El pueblo cuenta con un hotel rural, dos casas rurales y dos cortijos reformados y acondicinados con toda clase de servicios para alojar a todos aquellos visitantes que quieran acercarse a esta localidad en cualquier época del año.