Carratraca.-

Datos de interés
Superficie: 21 Km²
Número de habitantes: 860 aproximadamente
Gentilicio: Carratraqueños
Monumentos: Ayuntamiento, Plaza de Toros, Balneario, Iglesia Nuestra Señora de La salud
Situación geográfica: Comarca del Guadalteba. Ubicada en el límite septentrional del Valle del Guadalhorce. Dista 56 kilómetros de Ronda y 56 de Málaga. Se eleva 540 metros sobre el nivel del mar.
Información turística: Ayuntamiento,C/Glorieta, 2. 29551.
Tlf: 952 458 016 Fax: 952 458 276
En Internet: www.infonegocio.com/carratraca

Carratraca está emplazada en la zona norte del Valle del Guadalhorce, entre Ardales y Álora a una altitud de 540 metros, enclavada en la falda de la Sierra Blanquilla, de la que emana su famoso manantial. Al sur de la localidad se sitúa la Sierra de Alcaparaín, con el Pico de "El Grajo" de 1.200 metros de altura, lo que posibilita un clima suave a lo largo de todo el año, templado en verano y fresco en invierno.
El nacimiento del pueblo actual se sitúa alrededor del siglo XIX y se debe a la ampliación del balneario, que se ha convertido en la actualidad en uno de los principales atractivos turísticos de este municipio. El actual edificio que alberga las aguas curativas se encuentra en la calle Baños y es de estilo neoclásico y edificado en piedra arenisca y mármol. Se levantó a mediados del siglo XIX cuando se hizo necesaria la construcción del establecimiento que sería inaugurado con la forma actual de 1855. Para su ampliación, en aquellos años, se utilizaron terrenos propiedad del Conde de Teba, padre de Eugenia de Montijo, que fueron cedidos a condición de utilizar un baño de forma exclusiva, que aún hoy se conserva. El poder curativo de estas aguas está científicamente probado y entre sus aplicaciones terapéuticas destaca el uso para cualquier afección de la piel y mucosas, procesos invalidantes reumáticos, artrósicos o artríticos o afecciones del sistema nervioso, entre otros. Entre las personalidades que han disfrutado de estos baños se incluyen Moreno Carbonere, Rilke y Romero de Torres; ya en época más reciente están Antonio Gala, María Victoria Atencia y Antonio Banderas. En los alrededores del núcleo urbano, también encontramos parajes naturales interesantes y de gran interés para todos los amantes de la naturaleza. Una de las rutas que podemos efectuar a pie es la Ruta de la Sima, muy cercana al pueblo y de gran interés espeleológico. La ascención al Alcaparaín, un monte de 1.293 metros de altitud, merece la pena, ya que una vez en la cima podemos contemplar una bella panorámica de Carratraca y de toda la comarca; al igual que desde la Ermita. La Cueva de los Murciélagos, situada en el camino forestal que une Carratraca con Casarabonela también es un magnifico rincón natural.

FIESTAS
Una de las fiestas con mayor tradición en Carratraca es la representación popular de la Pasión y Muerte de Cristo en la que intervienen más de 100 actores del pueblo. Se lleva a cabo en la Plaza de Toros durante el Viernes y Sábado Santo a las cinco de la tarde. En la celebración del Corpus Christi, todas las calles del pueblo se adornan con flores y plantas aromáticas para la procesión que recorre el núcleo urbano. Y de reciente recuperación es la tradicional quema del "júa" en la noche de San Juan, a finales del mes de junio. En agosto, tiene lugar la principal fiesta del pueblo, a la que acuden numerosos visitantes, en su mayoría vecinos del pueblo y de las localidades adyacentes. Se celebra el día 15 en honor de la patrona Nuestra Señora de la Salud.
GASTRONOMÍA
Los platos típicos de la cocina de Carratraca son las sopas y potajes como los callos, la berza, el potaje de habichuelas o acelgas y el conejo a la caldereta. Más ligeros y propios de los meses estivales son las tortillitas de pan rallado y perejil, ajo y huevos y la cazuela de patatas con almendras. En cuanto a la repostería cabe destacar las tortas de aceite y el bizcocho.
ARTESANÍA
Los vecinos de Carratraca han sabido mantener sus tradiciones culturales y artesanas con el paso de los años y aún hoy podemos contemplar bellas piezas elaboradas a mano con materia prima del terreno. Un ejemplo de este trabajo son las cestas, esteras y miniaturas que se realizan con esparto.
Laboriosos resultan manteles, paños y colchas de croché hechos a mano por meticulosas y detallosas mujeres del pueblo. También destacan las tallas de madera y las obras pictóricas.
La belleza y serenidad el pueblo y de su entorno ha servido de reclamo a numerosos artistas que, poco a poco, han visto en Carratraca su musa para la creación de sus cuadros.
Entre ellos, destacan Frank North, Francisco Rodríguez "Bombita", J. Luis de la Rosa "Demor" y el desaparecido Frans Van Bergen.